miércoles, 19 de junio de 2013

UN POCO DE MASCULINIDAD.

Si mi cliente fuese un hombre con buen gusto sin duda le propondría algo así. Las casa masculinas, son más sobrias, más regias y desprenden una elegancia especial caracterizada por la linealidad y la simetría. Por eso me gusto este salón perfecto para organizar una cena, tomarse una buena copa en compañía o leer un buen libro cerca de la chimenea. 



Podéis ver toda la casa aquí.